5 Consejos a la hora de contratar un servicio de traducción oficial en 2018

Comparte la noticia:

Si has pasado un tiempo viviendo en el extranjero, y allí has obtenido algún documento oficial que ahora, a tu vuelta a España, quieres que cuente con plena validez en nuestro país, necesitarás contratar los servicios de un traductor jurado oficial, que se encargue de traducir dichos documentos, y hacerlos totalmente válidos en nuestro país.

Un traductor jurado es un traductor, que ha sido acreditado por el Ministerio de Asuntos Exteriores y Cooperación, para llevar a cabo la traducción de un documento oficial escrito en un idioma extranjero, al castellano. Dicho documento, una vez traducido, debe contar con la firma y el sello del traductor en cada una de sus páginas. De este modo, el documento extranjero se podrá presentar en cualquier organismo oficial de nuestro país sin ningún problema.

Cada vez más importantes y conscientes de que es posible que necesites obtener una traducción jurada, a continuación te vamos a dar una serie de consejos a la hora de contratar un servicio de traducción oficial y acertar, independientemente del idioma. Puedes contratar los servicios de un traductor oficial de francés en JTI, así como de cualquier otro idioma, pero antes te vamos a contar qué aspectos debes tener en cuenta.

Precio

Lo primero a lo que deberás prestar atención será el precio, para asegurarte de que no te estén cobrando por la traducción más de lo debido. Dado que no hay un precio cerrado para una traducción oficial, nuestra recomendación es que pidas presupuesto en diferentes empresas de traducción, para conocer el abanico de precios que ofrecen, y así escoger la que mejor se ajuste a lo que buscas.

Plazo de entrega

Otro punto importante en el que fijarte es el plazo de entrega que te marca la agencia de traducción, ya que de nada servirá contratar los servicios de un traductor jurado, si necesitas tener la traducción en el plazo de una semana, y no consigue entregártela a tiempo. En ese caso, perderás dinero y la posibilidad de presentarlo a tiempo.

Sello

Una persona puede ser considerada como traductor jurado oficial, siempre y cuando haya sido acreditado como tal por el Ministerio de Asuntos Exteriores y Cooperación. En ese caso, el traductor dispondrá de un sello que le acreditará como tal.

Si el traductor que vayas a contratar no dispone de ese sello, o dudas de su validez, te recomendamos que busques a otro, ya que existirán muchas posibilidades de que realmente no sea un traductor jurado, y por tanto, el documento que haya traducido no será válido.

Experiencia

La experiencia es un grado, y en el caso de los traductores jurados, todavía más. Cuando llegues a una agencia de traductor, fíjate en los años de trayectoria que llevan, puesto que una empresa con 30 años de experiencia en el sector, será sinónimo de calidad, puesto que de lo contrario, hubiera sido complicado que hubiera permanecido tantos años en el sector y que los clientes hubieran confiado en ella durante tanto tiempo.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información. ACEPTAR

Aviso de cookies